Carretera Vía Sihuas

La década pasada se efectuó la apertura de la ruta, Tayabamba – Sihuas para llegar a la región bajo andina, Trujillo, Chimbote y Lima, hecho que propicio una nueva dinámica en el transporte de pasajeros y carga en el sur de la provincia patacina.

Si bien en la ruta Tayabamba – Sihuas – Trujillo, hay 26 kilómetros más que, a través de la ruta Tayabamba – Huamachuco – Trujillo; el tiempo de recorrido, vía Ancash, es menor, por lo que el sur patacino utiliza este tramo para llegar hasta la región bajo andina o inversamente.

La razón de utilizar menos tiempo de recorrido desde Tayabamba, vía Sihuas, evidentemente responde a que la carretera ancashina esta en excelente estado y en constates labores de mantenimiento; en tanto que por la ruta liberteña de Huamachuco, la Carretera Nacional es denominada graciosamente, como la Trocha Nacional del norte patacino.

El tiempo de recorrido entre Tayabamba y Trujillo vía Sihuas, es de 12 a 14 horas.

Por la ruta de Huamachuco, el tiempo de recorrido entre Tayabamba y Trujillo, es de 20 a 24 horas.

El indomable Suchiman

El tramo de carretera entre Sihuas y Mamaguaje, el que se extiende sobre el margen del río Rúpac, tributario del Marañón, es conocido en Pataz como Suchiman; aunque este es el nombre que le corresponde a un puente y a un río de lodo del trayecto.

Este sector de la carretera que se recorre aproximadamente en 40 minutos, es muy vulnerable en época lluviosa, por el derrumbe frecuente de rocas sobre la carretera, así como la precipitación de huaycos.

Y cuando los inviernos son crudos, se pierden cientos de metros de plataforma de carretera, especialmente en el sector entre el puente Suchiman y el Marañón.

Se espera que con el mejoramiento de la carretera Sihuas – Huacrachuco – Uchiza, trabajos en plena ejecución, y que incluyen el tramo Suchiman, el indomable trayecto sobre el río Rúpac sea más seguro.

Asfalto Ancashino

Los trabajos de asfaltado de la vía ancashina Sihuas – Chuquicara prácticamente estarán concluidos a finales de 2016, obra que permitirá recorrer sobre el negro asfalto desde la Panamericana costera hasta el Sihuas ancashino.

En el tema vial, Ancash es muy superior a La Libertad; y un ejemplo gráfico y en alto relieve, son los márgenes izquierdo y derecho del río Santa; de un lado Ancash y del otro La Libertad, viniendo desde la Panamericana hacia el Ande. El lado ancashino está totalmente asfaltado; y el lado de La Libertad, es una trocha de arena.

Esta situación en materia vial, se repite a lo largo y ancho del ande de ambas regiones; solo queda decir: “Excelentes carreteras ancashinas; pobres carreteras liberteñas”.

Eltayabamba.Com