El ingenio y la picardía del Tayabambino

El ingenio y la picardía del Tayabambino

Eltayabamba.- En todos los tiempos, los Tayabambinos de cuna y tradición han demostrado una especial afición por los apodos con los cuales se conocían en la amistad, el trato y la tertulia a los contemporáneos de cada generación, en esta nutrida selección, se destaca sobre todo el ánimo de camaradería, por cuanto en la evolución de la sociedad misma, el respeto siempre estuvo presente, prueba de ello es que dichos apodos aún se conservan en nuestras memorias, como un recuerdo de la tierra bendita que nos albergó desde sus inicios.

Con el propósito de refrescar el recuerdo de nuestros paisanos, proponemos una lista con lo que alcanza la memoria, seguramente algunos o muchos falten, reiterando que lo único que se pretende es tomar unos minutos del tiempo para recordar aquellas épocas que no deberían irse sin volver a recordar a los amigos, cuyos apodos dejaron huella y que algunos de ellos ya no se encuentran con nosotros:

APARATO, ALEMAN, AUTITO, AYAMPA, ARRABAL, ARREAPAVOS, AUGURIO, BATATA, BATEA, BARRIGUAY, BORRACHO, BORRAO, BOTAS, BOYONAS, BUQUE, CACHETE, CACHORRO, CALANCHO, CANCHA CON QUESO, CANISHO, CATARRO, CAPITAN MATRACA, CARNERO, CASHCARA, CASHIN, CELIN, COCHE, COSTEÑO, CUADRAO, CUESHCO, CUSHENTO, CUY, CHANO, CHASPAO, CHATO, CHERA, CHORRILLOS, CHOZA, CHINA, CHIVO SI, CHOCOLATE, CHOFO, CHUNA, CHUMAO, CHUECO, CHUNCHO, CHUSOS, COGERO, COJO, CONEJA, COQUERO, CORONTA, COTO, CUBILLAS, CUETO, CUETERO, CUTO, CULAIS, CURRO, DULCE, DURO, ELASTICO, FASHENANO, FLACO LARRY, FOX, GALLARIS, GARAN, GATO, GUARDIA CON LLANQUES, HOJITA, HOMBRE TIZA, HUESO, HUEVIN, HUEVITO, JULIATE, LA BURRA, LEGUIA, LOBO, LOBITO, LORA, MANCHAO, MATRACA, MEDIOBESO, MOCO, MOCHO, MOLLEJA, MOQUEY, MONO, MOSCO, MOSQUITO, MUELON, MUDO, MUÑECO, NENE, NEGRO, ÑATO, OSO, TORO, PACIENCIA, PACHITA, PALILLO, PAPITORICO, PAPISHO, PATA, PATO, PATEFIERRO, PATIGA, PATAGON, PAVA, PEDRASHO,  PIEGASA, SHAFARINGO, PAVO SONSO, PELAO, PIOJA, PEZUÑA, PERILLA, PERRO, PICHICHIU, PISHGO, PISHTACO, PIOJA, PLASTICO, PIQUITO, POLLO, POLLISHA, POTOTO, POROTO, POTRIX, POSHECO, PUMILLO, PUERCA, PRIETO, QUEPUVO, RAGAO, RIRRO, ROBAFOCOS, ROCOTO, SATA, SANTO HUMIAO, SANTO DE HUANAPAMPA, SERRANO, SHUYPA, SIETE LENGUAS, SITOCA, SHARCO, SHAPINGO, SHARPACO, SHICAS, SHIMO, SHOGA, SEMA, SHERIF, SHINGO, SOCO, SORDO, TARARIN, TETERA, TIRISH, TIULLE, TULLE, TRES MUELAS, TOCACHE, TUNAY, VAYO, VIEJA, VIEJO, YUCA PELADA, ZORRO, ZORRA y seguramente muchos más.

De hecho que son más, porque las generaciones avanzan y en los tiempos actuales, el genio de los Tayabambinos no se ha perdido, por el contrario, atendiendo a los nuevos cambios que adoptan los pueblos producto de su modernidad se generan nuevos conocimientos y nuevas oportunidades de disfrutar la vida y sus vicisitudes, en aquel pueblo que por historia es inolvidable y por cariño es indescriptible, añorar a Tayabamba desde cualquier punto de la tierra es imprescindible, nada  puede separar  ese vínculo umbilical entre la magia y la nostalgia.

Seguramente quedarán algunos apodos flotando en el recuerdo, si los tiene sería bueno que los incluya en esta pequeña lista, será un bonito aporte para descubrir alguna amistad que quizás por el tiempo esté olvidado y teniendo en cuenta siempre que el ingenio con picardía y respeto es única en el Tayabambino.

Por: Eliseo S. Wenzel Miranda

 

Comentarios

Los comentarios son responsabilidad de cada autor que expresa libremente su opinión y no de Editorial

Añadir Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *